viernes, 30 de diciembre de 2016

El Mariscal y Conde Joseph Radetzki von Radetz.

El decir que Johann Strauss padre dedicó una pieza musical a nuestro personaje de hoy quizá no le diga gran cosa a mucha gente. Si hablamos por contra de la Marcha Radetzki, a todos nos evoca el Concierto de Año Nuevo en Viena y una de las piezas musicales más famosas del repertorio de ese día, que suele interpretarse al final del concierto entre los aplausos de la gente que siguen el ritmo de la pieza y aleccionados por el propio director de orquesta.

La famosa marcha, en un vinilo de la
conocida Deutsche Grammophon.
La Marcha Radetzki, Opus 228, es una pieza  que compuso Johan Strauss padre y dedicada al Mariscal Joseph Radetzki von Radetz. Strauss fue comisionado para escribir una pieza para conmemorar la victoria de Radetzki en la batalla de Custoza en 1848. Fue interpretada por primera vez el 31 de agosto de 1848 en Viena y pronto se hizo popular como marcha militar entre los soldados, aunque su tono fuera de hecho más festivo que marcial. Junto al vals de El Danubio Azul, la Marcha Radetzky quizás sea considerada como uno de los himnos no oficiales de Austria.

Radetzki es un personaje que permanece aún poco conocido para muchos, a pesar de ser uno de los "cerebros" de la recuperación del ejército austriaco en 1813. A través de su carrera vemos un militar dedicado, valiente, estudioso, buen táctico y que a pesar de desempeñar su cometido la mayoría de las ocasiones en los despachos de los estados mayores, no desdeñó nunca el mando de una unidad en el campo de batalla, fuera con una unidad de pioneros o con una de caballería pesada. Preocupado por la formación de los jóvenes oficiales, redactó varios escritos y tratados para que sirvieran de pauta a los mismos, algunos siendo de uso hasta prácticamente la 1ª Guerra Mundial. Como suele pasar, la fama le vino prácticamente en la etapa final de su vida, cuando con sus victorias en Italia, ya como comandante en jefe, ayudó a salvar el Imperio de los Augsburgo. En el año que siguió a su muerte, estalló otra gran guerra italiana y su amado ejército se desintegró, derrotado en el campo de batalla.

Cuando aún faltan escasamente un día y medio para ese nuevo concierto de Año Nuevo en Viena a cargo de su prestigiosa filarmónica -que seguro volverá a tener en su repertorio una pieza musical tan emblemática y conocida- os convidamos a conocer un poco más en profundidad la figura del Conde Radetki von Radetz en el marco de las guerras napoleónicas e italianas y al mismo tiempo desearos una venturosa y feliz entrada en el nuevo año 2017.


Radetzki y su estado mayor en la batalla de Novara (23/03/1849), según Albrecht Adam.




CRONOLOGÍA

Litografía del Conde Radetzki
1766 – Nace en Trebnice (Bohemia, actual República Checa) -y su nombre cristiano es Johann
Joseph Wenzel Anton, Conde Radetzky von Radetz- en el seno de una familia más rica en gloria que en posesiones, aunque en el curso de los siglos había ostentado la posesión de 22 estados en Bohemia.

1778 – A los 12 años el joven conde es examinado por los médicos que aconsejan a sus familiares que no se dedique al servicio militar por lo delicado de su salud.

1781 – Es enviado al Collegium Nobilium en Brunn (Moravia)

1784 – Entra en el ejército a la edad de 18 años como cadete y es enviado al regimiento Caramelli de coraceros, por entonces acantonado en Hungría.  Pero es crítico con su estancia en dicha unidad: “El verdadero objeto de nuestra profesión, ejercitarse para la guerra, permanecía ajeno para nosotros, subalternos, y quizás también para el coronel”, escribió. Las circunstancias llevaron a Radetzki a convertirse en un autodidacta.

1786 – El 3 de febrero es ascendido a teniente.

1787 – Sirve en las guerras turcas como oficial de caballería, ya que Austria, como aliado de Rusia, había declarado la guerra a Turquía. Ascendido a primer teniente (Oberleutnant) el 11 de noviembre. Esta promoción le dio acceso a los generales al mando –Lacy y Laudon- y éste último le asignó como oficial permanente de Estado Mayor, y por tanto le permitió adquirir una valiosa experiencia en el manejo de tropas y su logística. Por entonces las formaciones estáticas en línea hacían que el ejército austríaco siempre estuviera “a la defensiva” y Radetzki deseaba más acciones ofensivas para, al mismo tiempo, aumentar la moral de las tropas, demostrando unos instintos “napoleónicos” ya por entonces.

1790/92 – Acaban las guerras turcas y hasta el estallido de la Revolución Francesa, Radetzki y su regimiento pasan el tiempo en Bohemia, donde estudia a los caballos, equitación y ejercicios de caballería. Continuó sus estudios de geografía, historia militar y fortificaciones por su cuenta. Con las guerras contra la Convención Francesa fue enviado a Luxemburgo y al Rín y después al norte de Italia. Las preferencias de Radetzky optaban por tomar la ofensiva de acuerdo con un plan operacional para enfrentarse con el enemigo con toda la fuerza en el lugar adecuado. Como Napoleón mismo, también creía en el liderazgo: “Una tarea clara y definida en las manos de un experimentado y mentalmente fuerte líder, encabezando un ejército preparado para la guerra, constituye una garantía para el éxito, que a menudo falla”.

1793 – El regimiento de Radetzki se une a la campaña en los Países Bajos en julio, habiendo cubierto 1000 kilómetros en 66 días. Formaba parte del cuerpo de ejército de Beaulieu en el flanco izquierdo del ejército del príncipe de Coburgo. Radetzki fue responsable de rechazar un ataque en Montmédy y fue nombrado oficial de Estado Mayor de Beaulieu, aunque el puesto fuera oficialmente del yerno de éste.

1794 – Después de la primera batalla de Fleurus, Radetki fue promovido a Rittmeister (capitán) de caballería, como el más antiguo de los primeros tenientes y por su “probada excelencia” según la citación. Desplazado al escenario italiano, Beaulieu fue reemplazado por Melas y Radetzki fue encargado de los “detalles de la cancillería”. Al momento pidió tomar parte en el servicio activo con el cuerpo de Pioneros, aunque no fue relegado de sus tareas de Estado Mayor. El cuerpo de Pioneros, que databa de 1758, estaba constituido en 1797 de 1º compañías y 1.723 hombres, cuya tarea principal y que se reveló imprescindible, era el mantenimiento de las carreteras y la construcción de puentes.

1796 – En el segundo intento por auxiliar a la guarnición de Mantua, Radetzki, Wurmser y su columna de socorro se ven obligados a guarecerse dentro de la ciudad. Durante los cuatro meses y medio de asedio, Radetzki se destacó por su bravura y tácticas defensivas. Después de Mantua, Radetzki se encargó de recomponer el cuerpo de Pioneros a partir de los hombres encargados de los trenes de transportes, orden que cumplió con el ejército en plena retirada y alcanzando la región de Carintia, al este de los Alpes.

1797/98 – El 17 de octubre de 1797 se firmó la paz de Campo Formio. Durante el invierno Radetzki y sus pioneros se ocuparon de construir fortificaciones en la región de Isonzo, en el norte de Italia. Como 1798 fue un año de paz, sus pioneros construyeron carreteras desde Villanuova a través de Padua, Monselice, Este, y de Montagna a Legnano.

1799 – Con la guerra de la 2ª Coalición, los pioneros habían aumentado su número hasta 8 compañías y casi 2.000 hombres y el 11 de abril Radetzki fue ascendido a teniente coronel y adjunto al comandante, General Melas. Participa en las batallas de Trebbia y Novi, ésta última atacando el propio Radetzki la débil ala izquierda francesa y su retaguardia. Ascendido a coronel el 5 de noviembre a los 33 años de edad. La discordia entre rusos y austriacos llevó a los primeros a retirar a sus tropas y a debilitar la posición austriaca en el norte de Italia.

1800 – El 14 de junio en la batalla de Marengo, Radetzky cambió el plan de batalla y sus pioneros crearon pasarelas sobre el el curso del pantanoso Fontanone que rodeaban el pueblo, permitiendo a las tropas austríacas defenderlo. Es transferido por el Archiduque Carlos al ejército de Alemania para mandar a los coraceros del regimiento Alberto. Tomó parte en la batalla de Hohenlinden, donde es herido y al final de la jornada ayudó a coordinar la retirada.

1801 – El 18 de agosto finalmente es condecorado con la Cruz de caballero de la Orden de María Teresa por su valor en las batallas de Trebbia, Genola y Novi.


Radetzki en un retrato datado en 1801


1805 – Ascendido a Mayor General. Nombrado jefe de una brigada ligera en el ejército del norte de Italia. Destinado a ser Jefe de Estado Mayor con el general inglés John Morre para planear un ataque detrás de las líneas francesas en la bahía de Quiberon, después de la rendición de Mack en Ulm, Radetzki persuadió al Emperador para abandonar este plan. Francisco lo eligió para ir comisionado al cuartel general ruso, pero se envió a otro general y Radetzki pudo volver a su brigada en el Tagliamento. Tras unas prolongadas marchas forzadas (unos 140-150 km en tres días, una cifra inusual en la época) logra impedir en Leibnitz que Marmont separase a los dos ejércitos austriacos de los archiduques Carlos y Juan. Marmont se retira pero llegan noticias de la derrota austro-rusa en Austerlitz. Tras la paz de Pressburg, Radetzki vuelve a Viena.

1809 – Tomando parte en la campaña de Baviera en la retaguardia del cuerpo de Hiller, el 2 de mayo recibió la orden de cruzar el puente sobre el Traun y destruirlo. Esperó a que otra división austríaca, la del general Schusteckh cruzara primero, y a pesar de una fiera lucha con los franceses, condujo una precisa retirada hacia Viena, siendo la fuerza principal para defender la capital. Después la brigada de Radetzki llevó a cabo la defensa del Danubio entre Nussdorf y Tulln. Fue ascendido a general (Feldmarschalleutnant) y recibió el mando de una división en el IV cuerpo de ejército del Príncipe Orsini-Rosenburg. En la batalla de Wagram participa en el ala izquierda austriaca, y tras la derrota recoge a los restos del ala izquierda y los lidera en acciones de retaguardias hasta Bohemia. Tras la batalla es nombrado segundo propietario (Inhaber) del 4º regimiento de coraceros y el Emperador pronto le nombró primer propietario del 5º regimiento de húsares, posición que conservó de por vida. Después del alto el fuego de Znaim, el 12 de julio, se le dio el mando de una división en Pistyan y a la edad de 42 años el nombramiento de Jefe del Estado Mayor General. La tarea de Radetzki distaba de ser fácil: teniendo que comunicar sus actuaciones al Consejo de Guerra de la Corte, o Hofkriegsrat, en diciembre el Emperador reorganiza el mismo, dándole finalmente el control de los asuntos militares a Radetzki. Con el ejército reducido a 150.000 hombres, los regimientos y batallones con mínimas dotaciones, todas las milicias de Landwehr habían sido disueltas mientras que los arsenales estaban vacíos o con mosquetes o cañones inservibles.

1810 – En enero es condecorado con la Cruz de Comandante de la Orden de María Teresa. El mismo general Schusteckh declaró: “Hizo lo que de él (Radetzky) era de esperar como un conocido y admirado general. No estoy en condiciones de enumerar específicamente todos sus famosos logros, logros que también han sido tan ventajosos para el ejército. Inesperadamente hizo un ataque atrevido y decidido y así creó para mí la oportunidad de continuar mi retirada”.
Redacta las “Instrucciones para un estado mayor General asignado a una Embajada Extranjera”, en uso hasta el año 1918 y un plan de enseñanza para escuelas de cadetes basado en las matemáticas.

1813 – Empieza una serie de inspecciones por los territorios de Bohemia y Moravia para proveer al ejército de fondos, uniformes, soldados y monturas. En agosto de 1813, Austria tenía un ejército de 470.000 hombres y oficiales, a los que había que añadir 13.000 irregulares más. De repente, Austria era el poder militar más grande de la alianza contra Napoleón. En el tiempo que concluyó el armisticio entre Napoleón y los aliados, Austria se había unido a éstos últimos y resultando el elemento clave de la Coalición: el comandante en jefe de las fuerzas, Schwarzenberg, el jefe de estado mayor que dio la fórmula para derrotar a Napoleón, Radetzki y el diplomático líder, Metternich, eran todos austriacos.

_________________________________________________________________________________________________________

El plan Trachenberg

En la conferencia en Trachenberg, el 12 de julio, se barajaron toda una serie de posibilidades para derrotar a Napoleón. La opción elegida finalmente era engañosamente simple. En el pasado, Napoleón había destruido a sus enemigos con una fuerza superior atacando su flanco y luego castigando su centro. El Plan Trachenberg dividió a las fuerzas aliadas en tres ejércitos. Cada uno avanzaría a Sajonia pero nadie atacaría a Napoleón si él ofrecía batalla, en su lugar había que retirarse ante todas las fuerzas superiores en número. Sin embargo, si algunos de sus comandantes de cuerpo eran encontrados con fuerzas inferiores, entonces debían ser atacados. Si alguno de los tres ejércitos era atacado por uno superior, entonces los otros dos vendrían en su auxilio y atacarían al enemigo en su flanco y en la retaguardia. La estrategia consistió en forzar a Napoleón a permanecer a la defensiva, dejándolo decidir dónde se movíacon su fuerza principal y ​​dejando sus líneas de comunicación abiertas para el ataque o si dividía sus fuerzas y marchaba de un lado a otro contra uno u otro ejército aliado y agotar por consiguiente a sus tropas. Eventualmente, después de rodear y empujar a Napoleón, los tres ejércitos vendrían con una fuerza superior y lo derrotarían en un encuentro decisivo. Exactamente lo que pasó en Leipzig.

El plan Radetzky – incluso el Plan Trachenberg – fue criticado por los prusianos por defensivo y derrotista, ya que consideraban que había que explotar la superioridad numérica y luchar una “batalla de aniquilación”, en vez de explotar pequeños puntos débiles para conseguir sólo éxitos parciales. Clausewitz mismo condenó el plan. Aunque Radetzki nunca se consideró defensivo y describía una operación ofensiva con una gran batalla en Sajonia, con una inmediata persecución de Napoleón a través del Rin, via Langres, hasta Paris.
________________________________________________________________________________________________________


Participó en la batalla de Kulm, que acabó con la derrota francesa y la captura de su comandante, el general francés Vandamme. El 14 de septiembre sostenía que los ejércitos no tenían que unirse, ya que operando separadamente, no daban respiro a Napoleón y minaban sus suministros y refuerzos. El círculo se iba estrechando y el emperador francés llegó a Leipzig.


La Batalla de Leipzig: la conclusión del plan de Radetzki y el ocaso de Napoleón en Europa, pintada por A.I. Zauerweid.


Tras los tres días de lucha, Napoleón se vió obligado a evacuar Alemania y los aliados se dirigieron hacia el Rin. En las memorias de Lady Burghersh:

Ningún idioma puede describir la horrible devastación que estos franceses han dejado detrás suyo y sin verlo nadie puede formarse una idea del país que ha quedado tras una retirada como la que han hecho. Cada puente destruido, cada aldea quemada o arrasada, campos completamente devastados, todos los huertos devastados, y nos encontramos en los restos de sus campamentos con los horrores que pueda uno concebir. Ningún aldeano los enterrará a ellos o a sus caballos, por lo que permanecen tendidos en los campos y caminos, con millones de cuervos festejando –vimos cantidades, huesos de todo tipo, sombreros, zapatos, charreteras, una sorprendente cantidad de harapos y lino- todo tipo de horror.(1)

El problema era donde y cuándo cruzar el rio Rín y en la retaguardia los problemas no eran menores ya que el zar Alejandro I se quería postular como comandante supremo ya que ningún general ruso mandaba ninguno de los ejércitos. Incluso aventuró una propuesta de marcha decidida hacia París con sus tropas sin el soporte del resto de aliados.

1814 – Participa en la batalla de La Rothière. Tras las sorprendentes acciones de Napoleón en una sucesiva serie de victorias también facilitadas por la conducta de los prusianos (ignorando las comunicaciones con el alto mando aliado y por lo tanto éste se vio incapaz de auxiliarlos al no conocer su posición cuando entraron en liza con Napoleón). Por una parte, los movimientos diplomáticos no cesaban, parlamentando con el propio Napoleón para una pronta paz, volviendo eso sí a los límites anteriores a 1792. Por otra, Schwarzenberg también comprendía que una marcha rápida hacia París no era posible, por los pobres suministros de alimentos, la resistencia popular local y las enfermedades entre la tropa. Radetzki participó en la batalla de Fère-Champenoise el 25 de marzo. Sólo pocos días después, el 29 de marzo, los aliados estaban formados en una larga línea a las afueras de la capital francesa. Tras una lucha desigual, el armisticio fue ratificado. En la tarde del 31 de marzo, los aliados entraron en París. El emperador Francisco concedió a Radetzki la gran cruz de la Orden de Leopoldo. Pero los años de guerra habían pasado factura a su salud y le llevó tres largos años recuperarse de sus efectos. Con el fin de las guerras napoleónicas, la vida profesional de Radetzki se volvió más relajada y mundana, pero las responsabilidades familiares resultaron insospechadamente dificultosas.

1816 – En el verano tomó el mando de una división de caballería en Ödenburg en Hungría. El 2 de noviembre cumplió 50 años.

1818 - Sirve como comandante de división en Buda.

1827 – Escribe en Buda, en Hungría, su más extenso memorando sobre fortificaciones “De los fuertes”. Era un documento de altas miras que advertía a las autoridades de la necesidad de acondicionar las fortificaciones de la época y construir más.

1829 – Fue ascendido a GdK (General der Kavallerie) y en noviembre fue nombrado comandante de la fortaleza de Olmütz en Moravia.

1831 – Nombrado comandante de las fuerzas del ejército de Austria en Italia, al mando de 104.000 hombres y 5.000 caballos.

1835 – Redacta un tratado “Sobre el desarrollo de la conducta en relación con las tropas en Italia que se ha probado necesario en cuanto a desplazamientos, alojamiento y salud”.

1836 – Nombrado Mariscal de Campo a los 70 años.

1837 – Introdujo mejoras en la dieta y alojamiento, con mejores comidas, camas, tiendas y hospitales.

1848/49 – Salva el Imperio Austriaco de la disolución por su victoria sobre los italianos. Derrota a Carlos Alberto de Cerdeña en Custoza y al año siguiente lo vuelve a hacer en Mortara y finalmente en Novara. Nombrado gobernador general civil y militar de la región de Lombardía-Venecia.

1858 - Radetzki pasa a tener una pensión después de 72 años de servicio.

1859 - Muere el 6 de junio en Milán.



Radetzki, con mostacho, a avanzada edad.




________________________________________________________________________________________________________

Fuentes:

(1) - “Radetzki. Imperial victor and military genious” – Alan Sked, I.B.Tauris & Co Ltd, London, 2011
(2) - https://es.wikipedia.org/wiki/Joseph_Radetzky
(3) - https://es.wikipedia.org/wiki/Marcha_Radetzky
(4) - https://es.wikipedia.org/wiki/Batalla_de_Custoza_(1848)

Imágenes:

a)- http://cloud10.todocoleccion.online/discos-vinilo/tc/2015/11/20/17/52884963.jpg
b) - “Radetzki. Imperial victor and military genious” – Alan Sked, I.B.Tauris & Co Ltd, London, 2011
c) - By Albrecht Adam - Original uploader was Pappenheim at de.wikipedia. (Original text: selbst erstellt (Heeresgeschichtliches Museum)). Transferred from de.wikipedia to Commons by Septembermorgen using CommonsHelper., Public Domain, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=8946985
d) - https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Radetzky_Decker_Litho.jpg#/media/File:Radetzky_Decker_Litho.jpg
e) - https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Battle_of_Leipzig_by_Zauerweid.jpg#/media/File:Battle_of_Leipzig_by_Zauerweid.jpg

viernes, 23 de diciembre de 2016

Miniatura. Burrito de cantinera.

Cantinera saludando al
Emperador (b)
Los ejércitos napoleónicos sobretodo en las épocas finales podían llegar a tener un número considerable de decenas de miles de soldados. Pero, a veces, más numerosos que los batallones y las divisiones de soldados eran el número de los seguidores de los mismos, en su mayoría civiles. En el ejército francés y exentas del reglamento de 1793 que regulaba el "Derecho para Librar al Ejército de Mujeres Inútiles", las seguidoras oficiales (que no cheerleaders) en los campamentos se organizaban en cantinières (o vivandières, los términos se usaban indistintamente) y blanchisseuses. A las cantineras de les permitía vender comida y bebida y casarse con un soldado del regimiento. Las blanchisseuses o lavanderas  eran las responsables de lavar las prendas de los soldados. Cada batallón de infantería tenía hasta cuatro cantineras, aunque había un número indeterminado de seguidoras "no oficiales", como esposas de soldados, amantes y prostitutas.

Las cantineras a menudo permanecían cerca del batallón cuando se desplegaba en el campo de batalla. Llevaban consigo brandy (elemento imprescindible para los soldados bisoños y no tan bisoños a la hora de entrar en batalla, como sabían tan bien los mandos de la época), agua y a veces munición a los soldados y ayudaban a transportar a los heridos a la retaguardia. El Ministerio de la Guerra estadounidense copió la idea y tanto el bando unionista como el confederado también tendrían cantineras en sus filas. La presencia de las cantineras en los campos de batalla duraría de ese modo ininterrumpidamente hasta la 1ª Guerra Mundial.

Una figura que va indisolublemente unida a la mayoría de las representaciones de cantineras o vivanderas de las guerras napoleónicas es el burrito (a veces un mulo) de carga que la acompaña, que transporta todos aquellos artículos que pueden ser vendidos a los soldados y que se convierte a veces en ocasional montura. A nuestro sufrido y silencioso equino, de paciencia franciscana y mirada tranquila dedicamos merecidamente la entrada de hoy.


Cantinera con su burro, caballo y perro, de Historex.

Nuestro burro modelo (d)


Nuestro burro ya pintado y que formará parte de un diorama más grande.


LA FIGURA

La figura de origen es un burro de plástico de la casa Miniland Educational, de unos 12 cm. de largo. No es que sea una figura muy detallada, pero lo que me interesaba era que la escala no fuera muy diferente de la figura de 120mm de la cantinera a la que va a acompañar.


Burro de plástico de la casa Miniland.


Piezas de DM cortadas.
Una vez tenemos la figura, lo primero ha sido realizar la estructura de madera que va en el lugar de la silla de montar y que sirve para aguantar la carga de los distintos enseres. No he encontrado ninguna ilustración o foto que permitiera saber su forma, por lo que a partir de algunos dibujos encontrados en la red, sobretodo de la casa Historex, hemos improvisado una posible solución. Haciendo una plantilla con la forma del lomo de la figura, hacemos dos figuras en forma de "U" invertida con madera DM de 3 mm. y luego lijamos la rebabas o asperezas que haya dejado el corte. En la parte inferior de la "U" realizamos un agujero para poder pasar la cuerda de amarre, con una broca de las más pequeñas o con una punta de Dremel para hacer agujeros. Para nosotros ha sido suficiente uno de esos pequeños berbiquís de modelismo con brocas intercambiables, que hacen poco más de 1 mm de diámetro.   

En cuanto a la guarnición, manta y correajes de la figura, se realizan todas con lámina de estaño en la mayoría de casos doblada para que tenga más cuerpo. En el caso de la manta quizás queda un poco rígido, pero como sólo van a sobresalir los bordes, tampoco le he dado mucha importancia.




Para el interior de la estructura entre las dos "U", unas tiras de madera de balsa de esas que tiene uno guardadas de otros montajes, y que se adaptan al lomo del burrito siguiendo la curvatura de las piezas laterales. Realmente no he sabido si era correcto este acabado, pero a falta de otras fuentes fidedignas, demos paso a la inspiración.




Queda un acabado basto pero ya lo lijaremos posteriormente, para uniformizar el acabado y adaptarlo a la curvatura del lomo. Llega el momento de rellenar las juntas entre las tiras de madera de balsa y los montantes laterales. Se puede hacer con cualquier producto de relleno tipo masilla, porque no son superficies grandes ni se van a ver a posteriori. Optamos por una masilla para rellenar madera de la marca Aguaplast que entre sus muchos productos comercializa esta para reparar o rellenar madera. El tono es en exceso rojizo, pero como irá pintado posteriormente tampoco nos importe en exceso. La verdad es que sólo queríamos rellenar las uniones y rendijas que quedaran, pero al final embadurnamos todo el interior, con el dedo mismo, ya que la escala no es muy grande y la masilla tiene un punto de pegajoso que tampoco facilita su trabajo.
 



Una vez aplicado el producto dejamos secar la masilla el tiempo requerido por el fabricante (quizás menos, ya que la pieza es bastante pequeña). Cuando se ha producido el secado, lijamos con un pedazo de papel de lija -un grano no muy grueso- el interior de la estructura para que el relleno de las zonas y su aspecto sean lo más uniforme posible.
 




A las tiras de lámina de estaño de los correajes le hemos pegado algunas piezas de plástico de la marca Historex para semejar la cabezada y el bocado del animal con pegamento de contacto de cianocrialato (con las lógicas precauciones cuando trabajamos con este pegamento, aunque ¡siempre acabe con los dedos pegados!).

 


Una vez ya tenemos todos las partes "extra" añadidas, imprimamos la figura con imprimación de color gris de la casa Vallejo en espray. Yo normalmente imprimaba en negro las figuras: dicen que va mejor la imprimación gris para figuras claras... no sé, quizás luego hay que dar menos pasadas de pintura para disimular una imprimación más oscura. El aspecto que nos queda es el siguiente:




De hecho no acostumbro a pintar encima de figuras ya pintadas por lo que era una incógnita como quedaría, aunque se supone que con la imprimación nos evitaríamos efectos no deseados y la pintura de seguro tendría más agarre. Empezamos con el color base de la silla (Medium Fleshtone 70860 de la gama Model Color de Vallejo) que es el que utilizo normalmente para caras y manos. 




Luego seguimos con el color base cuerpo del equino en el que alternamos dos marrones distintos: el más oscuro, Game Color 72045 Charred Brown y el más claro Model Color 70871 Leather Brown, ambos de Vallejo. La barriga y el interior de las patas no las pintamos por la obvia y blanca claridad del modelo.




 Una vez acabado, damos pasadas de pincel seco con los mismos marrones pero mezclados con parte de amarillo (Model Color Flat Yellow 70953 de Vallejo), para aclarar el pelaje en algunas zonas. La estructura de madera también la pintamos con uno de los marrones anteriores Game Color 72045 Charred Brown aguándolo un poco. Para acabar, damos unas pinceladas de pincel seco de Medium Fleshtone 70860 de Vallejo para simular los cantos desgastados de las piezas de madera. 



Los correajes los hemos pintado apartir de una mezcla de color negro Model Color Black 70820 y marrón Model Color Marrón Cuero 70871. El morro y la barriga de color blanco, alternando el Blanco y el Blanco Pergamino de Citadel. Los cascos con una combinación de azul, marrón y negro.
Para acabar una imprimación de barniz mate en espray de Vallejo.  





Figura con las referencias de los colores empleados tanto de Vallejo, como de Citadel y de Americana.



- - - - o - - - -

Ahora sí, para finalizar nuestra entrada y ya que las fechas en que estamos convidan a ello:



Gajan Kristnaskon - Joyeux Noël et Bonne Année - Merry Christmas and Happy New Year - Buon Natale e Felice Anno Nuovo - Boas Festas e um feliz Ano Novo - Pozdrevlyayu s prazdnikom Rozhdestva is Novim Godom - Zorionak eta Urte Berri On - Bon nadal i feliç any nou! - Bo Nadal e feliz aninovo - Nollaig chridheil agus Bliadhna mhath ur - Buenas Navidades y un Feliz año nuevo os deseamos a todos en "El Rincón de Byron"!!!






_____________________________________________________________________________________________________

Imágenes:

1) - https://us-store.warlordgames.com/products/napoleonic-wars-vivandiere-the-soldier-s-comfort-1789-1815
2) - https://wargamingraft.wordpress.com/2015/06/12/the-women-of-waterloo/

a) - http://previews.123rf.com/images/isselee/isselee0902/isselee090200052/4341753-burro-4-a-os-delante-de-un-fondo-blanco-Foto-de-archivo.jpg
b) - http://www.napoleon-series.org/images/military/organization/cantiniere2.jpg
c) - Del Campe.net
d) - https://3.bp.blogspot.com/-snZ9W4cbRIg/WF0FC38d6fI/AAAAAAAAE_c/SU9iOKDNy9Yp3-ux6Xu9199DkoW3INEcACEw/s1600/4341753-burro-4-a-os-delante-de-un-fondo-blanco-Foto-de-archivo.jpg

sábado, 17 de diciembre de 2016

Película. "Maria Walewska" (1937), de Clarence Brown y Gustav Machatý

Con la entrada de esta semana retomamos nuestra sección de media, dedicada a manifestaciones artísticas y entre otras al séptimo arte, en concreto a los largometrajes de temática napoleónica. Filmada en el año 1937, María Walewska (o "Conquest" en la versión original) nos narra la historia de la condesa polaca que enamoró a Napoleón y curiosamente fue una de las mujeres que más fidelidad le profesó con el tiempo. La versión que nos ocupa fue protagonizada por dos de las estrellas de la época, la divina Greta Garbo y el famoso actor francés Charles Boyer, y que bajo la dirección de Clarence Brown y Gustav Machatý recrearon la historia a partir de la novela "Pani Walewska" escrita por Waclaw Gasiorowski, pseudónimo de Wiesław Sclavus. 

"En 1793 las dos terceras partes del territorio polaco fueron invadidas. El este por parte de Rusia y el centro del país quedó en manos de Prusia. Dos años más tarde la tercera parte que quedaba, fue ocupada por Austria, con lo cual Polonia queda prácticamente desaparecida del mapa de Europa. Stanisław Poniatowski, el rey electo del país abdicó del trono: ya no quedaba nada. Los polacos admiraban a Francia, de hecho en los salones de la alta sociedad, no se hablaba en polaco, sino en francés.

Así está el panorama cuando nace María en un pueblecito llamado Brodne, un 7 de diciembre de 1786. Su padre era un noble empobrecido, Mateusz Łączyński, el cual muere en 1794 luchando contra los rusos en la batalla de Maciejowice, en un intento de los polacos de recuperar su país, (Rusia era en aquellos años gran azote de Polonia). María una niña rubia, espigada y de ojos inmensamente azules queda huérfana, su madre se queda sola con siete hijos, llena de deudas y un palacio que se le cae a pedazos. La muerte de su padre profundamente patriota hace mella en ella, que se muestra siempre polaca a ultranza y fervientemente católica. Curiosamente tiene como profesor particular a Nicolás Chopín, el padre de Federico Chopín. Nicolás era francés y había tenido que exiliarse, es por eso que le inculcó la admiración por la cultura de su país y de Polonia."(6)



Arriba a la izquierda: María Walewska, pintada por François Gérard. Arriba derecha, la actriz sueca Greta Garbo caracterizada de la noble condesa polaca.


EL ARGUMENTO

Es enero de 1807, en el este de Polonia. Una partida de cosacos llega al palacio del conde Anastas Colona de Walewice  Walewski, destrozando y quemando todos sus muebles y cortinajes e incluso alojando a sus caballos y el forraje en los salones. El anciano conde trata de apaciguar a los cosacos y en medio de la escena aparece María, la joven esposa del conde, que enseguida capta la atención y las miradas de estos. Un jinete irrumpe con la noticia de la llegada de los franceses, y ello provoca la rápida huida de los cosacos, no sin antes haber golpeado al viejo conde con el knut en el rostro y prometiendo volver... 


Los cosacos irrumpen en los salones del palacio.

A continuación llega un escuadrón de lanceros polacos, entre los que se encuentra el teniente Pablo Łączyński , el hermano de María. Pablo es presentado al conde y a  Pelagia, la hermana de Anastas, que también vive en el palacio, habiendo esta perdido la memoria y pensando que aún vive en una Polonia unida. Pablo informa a los asistentes que Napoleón está en Polonia lo que provoca la inmediata alegría de María. La joven condesa reclama a su criado que prepare un carro dispuesta para ver al Emperador, que viaja de camino a Varsovia, en Brodne, tiene previsto cambiar sus cabalgaduras. Napoleón llega finalmente acompañado del capitán D’Ornano y el Gran Mariscal Duroc. Pasean un momento y un guardia de la escolta descubre a María, escondida entre la maleza y la nieve. 

Napoleón Bonaparte:  “¿Eres de verdad o sales de un copo de nieve?”
María Walewska: “Lo que vuestra majestad desee”
Napoleón Bonaparte: “La nieve se desvanece. Te prefiero auténtica. De carne y hueso”




Dos semanas más tarde en el Palacio del príncipe Poniatowski en Varsovia, María asiste a un baile en honor del Emperador, donde también asiste gran parte de la nobleza polaca. Los nobles y aristócratas son sucesivamente presentados a Napoleón, que reconoce a María y conoce a su esposo. Los nobles patriotas agasajan a Napoleón, pero esté, en medio de las súplicas de sus anfitriones para que proteja  y libere a Polonia, no deja de seguir con la mirada a la joven aristócrata, a la que el capitán D’Ornano también aborda de inmediato, pero Duroc por indicación de su señor enseguida "aconseja" al apuesto capitán que se retire. Comienza el baile ceremonial y en medio de los asistentes, Napoleón se dirige a una noble:

Napoleón Bonaparte: “Le gusta mi modo de bailar, condesa”
Noble condesa: (Haciendo una reverencia)“Bailáis maravillosamente, sire”
Napoleón Bonaparte: “Debe ser usted quién me inspira”




Enseguida Napoleón se empareja con María y todo el cortejo de bailarines desfila ordenadamente detrás de ellos.

María Walewska: "Estáis llamando la atención, sire”
Napoleón Bonaparte: “No es la primera vez. ¿Vendrá a verme mañana, condesa?
María Walewska: "Claro que no”

Napoleón baila con María y enseguida quiere una cita con ella. María, ofuscada, abandona el baile, lo que provoca las habladurías y corrillos de todo el salón. Ella ignora sus frecuentes cartas y flores, hasta que un grupo de nobles encabezado por Malachowski y Poniatowski, acuden a la casa de los Walewski, para que María ceda a los deseos del Emperador y que trate de conquistarlo* como un sacrificio personal para lograr su apoyo para la causa polaca. Tras debatirse entre sus principios y su patriotismo finalmente  María acude al fin al encuentro de Napoleón con la idea de suplicar su ayuda para la causa polaca. Un ilusionado Napoleón que en principio agasaja a la condesa, cuando se da cuenta de sus intenciones reales, tiene uno de sus napoleónicos enfados: 

Vive el Cielo que ironía. Yo que odio a las mujeres entrometidas, me vuelvo loco por una mujer que viene a verme, no para agradarme, ni por sí misma, sino para hablar de política”, y arrojando finalmente al suelo el libro que tenía entre manos, uno de los tics favoritos del Emperador.




Finalmente María, acorralada, cede al acoso del Emperador. Vuelve a casa donde su marido parte hacia Roma para pedir el divorcio y le deja su finca para su mantenimiento. Napoleón acude al palacio de los Walewski para alojarse con sus hombres. María les brinda hospitalidad pero se retira enseguida eludiendo al Emperador. Napoleón se encuentra con Pelagia, la hermana del viejo conde Walewski, que dormitando, de repente se despierta y ve a Napoleón frente a la chimenea:

Pelagia Walewska: "¿Quién eres?"
Napoleón Bonaparte: "¿Y usted?"
Pelagia Walewska: "No seas impertinente, joven, contesta a mi pregunta.¿Quién eres?"
Napoleón Bonaparte: "Bien. Míreme."
Pelagia Walewska: "No te he visto en mi vida. ¿Quién eres?"
Napoleón Bonaparte: "¡Soy Napoleón!"
Pelagia Walewska: "¿Napoleón? ¿Napoleón qué?"
Napoleón Bonaparte: "Hmm... ¡Bonaparte!"
Pelagia Walewska: "¿Napoleón Bonaparte? ¿Qué clase de nombre es ése? ¿Qué nacionalidad tienes?"
Napoleón Bonaparte: "Corso por nacimiento. Francés por adopción. Emperador por mis méritos."
Pelagia Walewska: "Oooh... Con que eres emperador, eh? ¿De dónde eres emperador?"
Napoleón Bonaparte: "Emperador de Francia, señora."
Pelagia Walewska: "Hee, hee, hee. Así que eres Emperador de Francia. Y mi buen amigo, Su Majestad Luis XVI habrá abdicado en tu honor, supongo?"
Napoleon Bonaparte: "Pues, pues él no lo sabía entonces, pero en cierto sentido, así fue señora."
Pelagia Walewska: "Esta casa acabará convirtiéndose en un manicomio."




Ésta le invita a jugar a cartas y se desarrolla a continuación una de las escenas más divertidas de la película, y que denota otro de los tics de Napoleón, el hacer trampas en los juegos de cartas.

Pelagia Walewska: “Ya que eres emperador supongo que puedes permitirte jugar por dinero”
Napoleon Bonaparte:“Fije usted la cantidad”
Pelagia Walewska: “Probablemente tu dinero es tan imaginario como tu título”

La escena termina con el enfado de los dos jugadores acusándose de hacer trampas y Pelagia volcando la mesa como en una vulgar disputa tabernera. María acude al oír los gritos y Napoleón seguidamente aborda una vez más a la condesa en sus aposentos:

Napoleón Bonaparte: ¿Crees que me conoces muy bien, verdad?
María Walewska: “Sire, estáis rodeado de gloria”
Napoleón Bonaparte: “Mis victorias están rodeadas de gloria, María, pero yo he conocido la derrota. Cuando era niño en la escuela, era pobre, tímido, despreciado, estaba delgado y desnutrido. En el recibidor había una gran chimenea y hacía mucho frío. Yo intentaba acercarme a ella pero los chicos mayores no me dejaban. Nunca sentí bastante calor, hmm, aunque a decir verdad nunca he sentido bastante calor. Aquello fue una derrota. Cuando tenía veintisiete años dejé a la mujer que adoraba para conducir un ejército de la República. El mundo me aclamó como el salvador de Francia. Mi mujer recibió las noticias de mi victoria en brazos de otros hombres. Esto fue otra derrota. Los lazos de la sangre son fuertes en mi. He colocado a mis hermanos y hermanas sobre tronos y ellos me han pagado con sus peleas, sus envidias, su egoísmo. Esto es otra derrota. Y no tengo un hijo. No tengo a nadie. Sólo me queda mi madre. Y me llaman tirano. Y asustan a los niños con mi nombre. Eso también es una derrota. La próxima vez que me veas rodeado de gloria, recuerda esto. Buenas noches, María




Dos meses más tarde en el castillo de Finkestein**, en el este de Prusia, María ya como la amante del Emperador, le acompaña en el palacio. Pablo coincide otra vez con su hermana, se entera de la separación de su marido y se da cuenta del favoritismo de Napoleón hacia él. Dos años más tarde, en julio de 1809, María se aloja en París, donde recibe a la madre de Napoleón que la visita, y se entera que María está encinta. Napoleón la reclama en Viena y manda que D’Ornano la acompañe. Napoleón necesita sangre real con el fin de lograr sus objetivos. En Schönbrunn (Viena), María se entera de que el nuevo matrimonio de Napoleón ya estaba previsto. "Yo no puedo ajustar mi política a tus sentimientos” le espeta Napoleón a María. Ella esconde su amante que está esperando un hijo de él y desilusionada viaja de regreso a su casa. Tras el matrimonio de Napoleón con María Luisa, la princesa austríaca, dos años más tarde, la Grande Armée se retira derrotada de Rusia a través de una nevada Polonia.

"Sire, os compadezco"

Dos años más tarde en agosto de 1814 en la isla de Elba, María visita a Napoleón en su cautiverio con el hijo de ambos. A pesar de que está convencido de la inutilidad de sus planes, ella le lleva un mensaje al continente.


Napoleón en el puerto de Elba.


Napoleón regresa de nuevo y una nueva guerra comienza. En Waterloo su destino se sella finalmente. Por último, en julio de 1815, en el puerto de Rochefort, María y Napoleón se encuentran por última vez.


Napoleón parte al exilio.


LA PELÍCULA

Clarence Brown, el director, supo proveer a sus estrellas de un enorme instinto de interpretación y normalmente aceptaba las sugerencias de los actores en las escenas. Eso hizo que sus películas estuvieran surtidas de diálogos naturales, haciendo hincapié en los ritmos adecuados en cada escena. En la MGM fue uno de los directores más reconocidos, donde dirigió a las grandes estrellas de esa compañía (Joan Crawford y la misma Greta Garbo), en muchas ocasiones. Incluso la Garbo (que ya había sido dirigida por el cineasta) lo nombró como su director favorito. La actriz sueca, en la cima de su carrera, exhibe una vez más sus rasgos de gélida y escultural belleza, con una interpretación de María contenida y creíble. Para mí la gran sorpresa al ver la película ha sido la interpretación de Charles Boyer, un gran actor francés de la época, que aporta las necesarias dosis de humor, deseo, malhumor e impaciencia napoleónicos para configurar uno de los mejores napoleones que han desfilado por la pantalla.

La película es en mi opinión altamente recomendable para los amantes de la época: escenas bien ambientadas (quizás a excepción de los brillantes salones de palacio del gusto hollywoodiense de la época), el guión es sorprendentemente fiel a la realidad histórica y las interpretaciones de la pareja protagonista hacen aún más creíble ésta si cabe. La película no funcionó en taquilla en los EE.UU. (de prever, ya que es una historia básicamente del gusto europeo) y en total perdió más dinero para los estudios que cualquier otro film en el período de 1920 a 1949. Con todo, el film ha envejecido notablemente bien, convida a ser visionado y en definitiva a pasar con él un buen rato.


REPARTO

- Greta Garbo................ María Walewska
- Charles Boyer............... Napoleón Bonaparte
- Reginald Owen ............ Talleyrand
- Alan Marshall .............. Capitán d'Ornano
- Henry Stephenson ........ Conde Anastas Walewski








- - - o - - -


(*)  Al final bajo la presión combinada del Emperador, los nacionalistas polacos y Talleyrand, María Walewska cedió. [...] Con el tiempo ella se enamoró de él y se convirtió en una entusiasta amante.(7)

(**) María Walewska se mudó al Schloss Finkestein, donde Napoleón había establecido su cuartel general, tras la sangrienta batalla de Eylau. La condesa parecía más enamorada que nunca, y era evidente que el Emperador estaba loco por ella. Hasta el 1º de abril, durante cinco semanas, la tuvo junto a él, mientras le aseguraba a Josefina -a quien le dirigió cinco cartas en menos de una semana tras la horripilante masacre de Eylau- que los rumores de su relación con la condesa que llegaban a Francia no tenían fundamento alguno.(7)

_______________________________________________________________________________________________

Fuentes:
(1) - http://www.greta-garbo.de/filmbuehne/maria-walewska.html
(2) - http://www.imdb.com/title/tt0028739/ Storyline written by Arthur Hausner <genart@volcano.net>
(3) - http://www.imdb.com/title/tt0028739/trivia?tab=qt&ref_=tt_trv_qu
(4) - http://www.imdb.com/title/tt0028739/trivia?ref_=tt_trv_trv
(5) - http://www.napoleon.org/en/history-of-the-two-empires/biographies/marie-walewska/
(6) - https://cinepolaco.com/cine/siglo_19/mariawalewska/index.html
(7) - "Napoleón. Sus esposas y amantes" - Cristopher Hibbert, Ed. El Ateneo, 2005
(8) -  https://es.wikipedia.org/wiki/Clarence_Brown

Imágenes:
a) - De François Gérard - [1], Dominio público, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=403960
b) - http://filmlinks.tv/pelicula/682530/toda-la-informacion-de-la-pelicula-maria_walewska
c) - https://cinepolaco.com/cine/siglo_19/mariawalewska/index.html

viernes, 9 de diciembre de 2016

El asedio de Roses de 1808. Tres ejércitos y una fortaleza (y V)

A lo largo de cinco semanas hemos ido relatando -compendiando- diferentes narraciones de la historia del asedio francés de 1808 en la localidad gerundense de Roses, vistos y vividos por sus protagonistas. Hoy os dejamos con lo que sería el epílogo final del asedio, sus últimos 4 días donde a la exhausta guarnición de la Ciudadela al mando de Pedro O'Daly no le quedó otra salida que capitular honrosamente ante un ejercito mejor adiestrado, equipado y sobretodo, más numeroso, y que debido a su intenso fuego artillero había hecho muchos estragos en una fortaleza que ya de entrada no ofrecía la robustez y resistencia requeridos para resistir un asedio de estas características. 

Álvarez de Castro fue muy criticado por los ingleses por no haber acudido en auxilio de la plaza con su contingente, pero es probable que tampoco estuviera en condiciones reales de hacerlo con éxito por el escaso número y constitución de su contingente y su ataque en la línea del río Fluviá, no pasara de ser una mera intentona* sin ninguna consecuencia efectiva ni logro para el desenlace del asedio.



Plano del asedio de 1808 - Ministerio de Defensa de España (a)


Por la parte francesa, los sitiadores no dejaban tampoco de tener sus propias preocupaciones por sus vías de comunicación y el probable auxilio de un ejército español desde Gerona; las tropas franco-italianas de Souham y sobretodo Reille y Pino, de seguro no esperaban en principio una defensa tan decidida, pero con profesionalidad y perseverancia -y cañones- fueron minando semana a semana la resistencia de la plaza y a pesar de las prisas del Emperador por su conquista, lograron su objetivo final de conquistar un buen puerto para su aprovisionamiento, controlar un punto fundamental de acceso a la frontera y seguir a continuación su periplo de auxilio a la guarnición de Duhesme en la Barcelona bloqueada por los patriotas.


Firma del Teniente Coronel Pedro O'Daly.

 
Mención aparte merece -lo hemos repetido más de una vez- la ayuda inestimable y decidida de los mandos y tripulaciones de los barcos británicos. Su apoyo artillero y sus labores de enlace con el exterior y aprovisionamiento material de los defensores fue clave y fundamental para que este mes de defensa de la plaza y castillo agotaran cada uno de sus días sin poder ser conquistados. 


https://1drv.ms/w/s!ApHZx2ah7M2Mg0tw0noZEYtXr8H9

DIARIO DEL ASEDIO DE ROSAS nº 5


https://1drv.ms/w/s!ApHZx2ah7M2Mg0qDSatjHtn8Ar0P

ROSES SIEGE'S JOURNAL nº 5



Por último agradecer muy profundamente a Adrián Teruel Serrano su ayuda desinteresada para poder realizar la traducción al inglés de nuestro Diario del Asedio del Rosas con las lógicas y variadas dificultades del lenguaje de la época del diario de José Benito, sobretodo, y las fuentes francesas, durante todas estas semanas.


RENDICIÓN DE LA CIUDADELA DE ROSES

El día 4 de diciembre continuó el bombardeo, que ya no se pudo contrarrestar, y el castillo de la Trinidad fue atacado de nuevo. La situación llegó al límite, porque ni tan solo era posible la comunicación con los barcos de la escuadra inglesa, a causa del mal tiempo. Un consejo de guerra que se reunió aquella noche decidió que era pertinente proponer la capitulación. Los franceses pusieron como condición que también se entregara el castillo; una vez aceptada esta condición, se determinó la rendición de la guarnición** como prisionera de guerra. El día 6 salieron de la plaza los defensores rumbo a Francia y al cautiverio: 2.366 prisioneros de la ciudadela. Los españoles habían sufrido unas 700 bajas durante el asedio, mientras que los franceses habían perdido alrededor de 1.000 hombres y un precioso mes. La situación del aprovisionamiento de la guarnición francesa en Barcelona se estaba volviendo desesperada.


La guarnición de Roses sale de la plaza hacia Francia. La estampa reproduce un momento en que teóricamente los buques ingleses abrieron fuego contra la costa en el momento en que los sitiados desfilaban en columna. Ni el diario de José Benito ni la correspondencia ni registros de los mandos británicos ni las crónicas de los diarios de la época detallan dicho momento por lo que se puede concluir que fue propagado por los franceses para hacer pasar a los británicos por inhumanos haciendo fuego contra los franceses y además contra sus prisioneros. A la hora que empezaron a salir los prisioneros, de 8:00 h. a 8:30 h. de la mañana, todos los barcos ingleses salían de la bahía y el Imperieuse lo hizo el último, a las 9:30 h. en punto. No tuvieron tiempo para empezar una acción de cañoneo contra la costa, harto redundante e innecesaria en esos momentos, y debían conocer sis duda que la larga columna saliente de la ciudadela estaba en cualquier caso, formada por sus aliados y amigos. (b)


DESTRUCCIÓN DEL CASTILLO DE LA TRINIDAD. EPILOGO

Grabado reproduciendo a Lord Cochrane
recuperando  la bandera española en el
asedio  de Roses. (c)
En la mañana del 5 de diciembre, Cochrane vió por su telescopio que la brecha de la ciudadela estaba abierta y que O'Daly estaba a punto de rendirse. Calculó que, en menos de una hora, todas las tropas francesas estarían concentradas para atacar el Castillo de la Trinidad. Entonces ordenó la retirada. Todos los soldados, españoles, irlandeses y británicos, abandonaron sus puestos de defensa. Los últimos en dejar el castillo fueron Cochrane y el maestro artillero Burney, que se quedaron para preparar las cargas de pólvora necesarias para volarlo por dos puntos distintos. Encendieron las mechas y huyeron - Cochrane el último- porque tenían a los franceses ya detrás. Una de las cargas explotó (en las zonas rehabilitadas del actual castillo) y la segunda carga incomprensiblemente no lo hizo.

Los aliados embarcaron en tres naves británicas. Cochrane*** desembarcó a los españoles e irlandeses en La Escala y entonces pasó revista a su tripulación. De los 300 hombres con que llegó, después de dos semanas de dura batalla, solo había perdido tres: dos que murieron por fuego del enemigo y uno como consecuencia de un accidente en el castillo. El Imperieuese no abandonó estas aguas y el 30 de diciembre atacó a los franceses en Cadaqués, donde capturó tres navíos de guerra y siete barcos con provisiones. Posteriormente el mismo Cochrane dejaría unas palabras sobre el comportamiento de los catalanes en sus interesantes Memorias:

"Los catalanes fueron excelentes guerrilleros, poseyendo considerable habilidad en el uso de sus armas, a pesar de que no habían sido entrenados previamente. A menudo se les ha atribuido un carácter turbulento; pero en un país quejoso bajo el clero y el mal gobierno, el espíritu firme de independencia, que les indujo a sentar el ejemplo de heroica defensa de su país, puede ser interpretado, bien por error o a propósito, como descontento o sedición [….]. Poseen una cualidad por encima de todas, paciencia y resistencia en la privación. Esto, añadido a su constitución robusta y disposición aventurera, contribuía a formar un enemigo nada despreciable, especialmente teniendo en cuenta que estaban dispuestos a devolver las barbaridades de los franceses con intereses."(3)

Años después los participantes en la defensa fueron acreedores a la imposición de la Cruz de Distinción de Rosas por su entrega y celo demostrados en el cumplimiento de su deber:

Cruz de la distinción
de Rosas. (d)
La R.O. de 2 de mayo de 1821 señala que se concede para premiar el celo y la constancia de la guarnición de la plaza al mando de Don Pedro O'Daly y el castillo de la Santísima Trinidad; en su gloriosa defensa de los días 7, 12 y 23 de noviembre de 1808 durante el asedio impuesto por el General Saint-Cyr. 

Está formada por una cruz de aspas ensanchadas, ligeramente curvilíneas y con globillos de oro en cada punta, esmaltadas en color rosa, que nacen de un centro circular en campo blanco sobre el que figura la muralla rota, sobre la que ondea la bandera nacional, con la leyenda alrededor: CON BRECHA ME DEFENDÍ, figurando sobre el reverso tres rosas rojas en campo azul celeste con la inscripción: A LOS DEFENSORES DE ROSAS POR FERNANDO VII.

La cinta es azul (verde) con dos listas rosas, sirviéndose de una corona de laurel para unirse a la cruz.(4)









(*) - Álvarez de Castro se justificó diciendo que su ataque había sido para foguear a algunas de las tropas bisoñas que tenía y para intentar que el asedio se prolongara por más tiempo para los sitiadores, pero no parecen razones de peso para entablar un combate de antemano harto complicado en su resultado y que parece más justificarse para apaciguar a la opinión pública de la época, como tantos otros combates que libraron las armas españolas en desventaja numérica, cualitativa o por la torpeza o pusilanimidad de sus mandos.  

(**) - La capitulación de la plaza tardó más en saberse en el resto de Cataluña y España y de ella se hizo cargo, el mismo Diario de Gerona del día 10, en los siguientes párrafos:

"Como estaba interceptada la comunicación con la Plaza de Rosas, según anunciamos en el número 137, y por consiguiente no se había recibido desde entonces oficio alguno, no podíamos dar noticias positivas de su estado, aunque no dudábamos qual podía ser su suerte desde la evacuación del Castillo. Ahora sabemos ya positivamente que el Lord Cockrane, que ha venido á esta Ciudad, y por un fusilero prisionero que ha podido escapar desde Figueras, que en el mismo día cinco se rindió la Plaza de Rosas, quedando su guarnición prisionera de guerra con todos los honores Militares y su equipaje. A pesar de este funesto acaecimiento, será una verdad notoria que la defensa de esta Plaza y Castillo ocupará un lugar muy distinguido entre las glorias de nuestras armas, hará inmortal al Coronel D. Pedro O-Daly, Teniente Coronel del Regimiento de infantería de Ultonia, y Gobernador interino de aquella Plaza, y á la Guarnición de ambas fortalezas.

"Un sitio el más empeñado por espacio de un mes, en que los enemigos incesantemente han estado arrojando bombas, granadas, y balas, tomada ya y quemada en los últimos días la Población, en la que pusieron una batería á medio tiro de fusil de la Plaza; caído el lienzo que mira á la Villa por las extraordinarias lluvias, que sobrevinieron en los primeros días del sitio, abierto en él un portillo por el que podía entrar 25 hombres á la par, y cerrado solamente con madera y tierra con un infatigable trabajo y faena de la guarnición, á que contribuyeron con la mayor actividad y zelo los Ingleses; y por otra parte la Plaza no había tenido composición alguna desde que la dejaron los franceses por la Paz de 1795, pareciendo más bien un corral que una Fortaleza, sin más cubierto que un pequeño almacén, y una casi arruinada Iglesia, sin haber trozo alguno á prueba de bomba. Todas estas circunstancias hacían que la Plaza no pudiese defenderse por mucho tiempo; sin embargo se ha sostenido con valor hasta que la lluvia de bombas y granadas que caía sobre ella voló los repuestos de la pólvora, y arruinó la Iglesia, envolviendo en sus escombros á muchos infelices refugiados en aquel débil asilo. Entonces aquel imperturbable y valiente Gobernador, que en su desesperada situación, y abandonado á si mismo, empleó los últimos recursos del arte para entretener la actividad de enemigo, y clamar por el socorro justamente debido á sus esfuerzos y los de su guarnición, viéndose ya imposibilitado apeló á su prudencia, y procuró en su rendición sacar de sus enemigos todo el partido posible.

"Componían la guarnición un grueso destacamento del Regimiento de Ultonia infantería de línea, el Regimiento de Borbon ídem, 100 suizos de Wimfen, el segundo de Voluntarios de Barcelona, infantería ligera, los Tercios de Migueletes primero de Lérida, segundo de Figueras, y el de Igualada, y los Artilleros correspondientes para el servicio de las piezas, á los que se habían agregado algunos de la marina inglesa. Estos cuerpos que tenían muchas baxas antes del sitio, quedaron muy incompletos quando se rindieron por las muchas pérdidas que habían sufrido durante el mismo. Algunos genios ligeros, que solo aprecian las empresas militares por el éxito que han tenido, desestimarán acaso el mérito de nuestros valerosos hermanos; pero la perspicacia y prudencia de los Patricios sensatos sabrán discernir y penetrar hasta donde lleguen sus obligaciones".(6)

(***) El embajador español en Londres José Miguel de Carvajal, duque de San Carlos, le había ofrecido en ese año de 1817 a Cochrane -en nombre de Fernando VII- el título de almirante de España(7) con el objeto de comandar una fuerza naval capaz de hacerle frente a las patriotas en América pero Cochrane se rehúso al ofrecimiento español por no estar acorde a sus ideales. Los españoles no dejaron de tener por ello noticias de la carrera de Cochrane, aunque por otros derroteros bien diferentes. Pasados pocos años, y debido a la falta de interés del Almirantazgo británico en su persona, Cochrane no dudó en armar su propia expedición y unirse al esfuerzo de los chilenos por alcanzar su independencia de los españoles. En noviembre de 1822 dejó la marina chilena para embarcarse en otra aventura con la marina brasileña, la cual dejó también en 1825 para unirse a los independentistas griegos. Genio y figura, al abandonar la marina chilena dejó estas palabras para la posteridad: "The war in the Pacific having been happily terminated by the total destruction of the Spanish naval force, I am [...] free for the crusade of liberty in any other quarter of the globe".(5) 


________________________________________________________________________________________________________

Fuentes:

(1) – “El setge de Rosas de 1808. Tres visions de la Guerra del Francès” – Carlos Díaz Capmany, Robin Pedler y Justin Reay, Fundació Rosas y Ajuntament de Rosas, 2008
(2) – “La Ciutadella de Rosas” – C. Díaz, H. Palou i A.M. Puig, Cuaderns de la Revista de Girona núm. 77, Fundació Rosas y Ajuntament de Rosas, 2004
(3) - "Memorias de guerra y crónicas de viajeros, dos visiones de la Guerra de Independencia y de Andalucía" - Marion Reder Gadow y Pedro Luis Pérez Frías, Universidad de Málaga, © Baetica. Estudios de Arte, Geografía e Historia, 32, 2010, 419-448. ISSN: 0212-5099 Facultad de Filosofía y Letras, Universidad de Málaga. Campus de Teatinos, E-29071 Málaga (España)
(4) - http://gie1808a1814.tripod.com/condecs/rosas.htm[08/11/2016 16:48:11]
(5) - "El desafío insurgente. Análisis del corso hispanoamericano desde una perspectiva peninsular: 1812-1828 - Feliciano Gámez Duarte, Tesis Doctoral/Universidad de Cádiz, Universidad de la Rioja, 2006
(6) - http://www.pedresdegirona.com/guerra_frances/diari_girona_rosas_a.
(7) - http://www.historyofwar.org/articles/siege_rosas_1808.html
(8) - https://es.wikipedia.org/wiki/Thomas_Cochrane

Imágenes:

(a) - http://bvpb.mcu.es/cartografia/es/consulta/resultados_busqueda.cmd (planos antiguo) -
Ministerio de Defensa de España.
(b) - By Desconegut - Roses, port estratègic de la Mediterrània: la Ciutadella i el castell de la Trinitat http://www.rosesfhn.org/_docs/news/pdf/nw_51.pdf, Domini públic, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=3918118
(c) - http://www.alamy.com/stock-photo-lord-cochrane-earl-dundonald-recovering-the-spanish-flag-at-the-siege-21868907.html
(d) - http://gie1808a1814.tripod.com/condecs/rosas.htm[08/11/2016 16:48:11]